Radio: No
Radio:
km Set radius for geolocation
Buscar

PATROCINADOR OFICIAL

Cargando…

INFORMACIÓN DE LA ETAPA

Emprendemos una aventura que nos dejará marcados para toda la vida, sin duda, será una forma de poner a prueba nuestra capacidad de sacrificio, nuestro afán de superación y la nobleza de espíritu.

Con cada paso, despertaremos sentidos y emociones que permanecerán en nuestro recuerdo, para que siempre esté presente, el motivo por el cual decidimos emprender esta maravillosa aventura.

Saint Jean Pied de Port (Km 0,0) es un pueblo del País vasco – francés, profundamente vinculado al Camino de Santiago. Durante la Edad Media los peregrinos que venían de Europa se reunían en Saint Jean, para pasar juntos los Pirineos dada su peligrosidad. Antes de emprender la marcha, no estaría de más visitar:

La Ciudadela, del siglo XVII.

La Puerta de Santiago, que está situada en la zona alta de la ciudad y por ella entran los peregrinos que vienen del norte y del centro de Europa.

La Iglesia de Notre Dame du Bout du Pont del siglo XIII.

Emprendemos la marcha atravesando el puente sobre el río Nive, que nos permitirá acceder a la Rue d’Espagne, barrio de artesanos y comerciantes. Al final de la calle podemos ver una señal que indica Chemin de Saint Jacques de Compostelle. En seguida vemos un cartel que nos informa del itinerario por Valcarlos/Luzaide, debemos girar a la derecha y continuar por la nacional.

Empieza una empinada cuesta, esta nos hará darnos cuenta de que no va ser fácil la aventura que estamos empezando. Vamos viendo como quedan atrás núcleos de casas, y de nuevo más empinadas cuestas que nos llevan a (Huntto Km 5,0), en donde encontramos un albergue.

Continuamos nuestro camino, los repechos parecen ser los encargados de guiarnos hasta el albergue de Orisson (km 7,5).

Después de caminar durante un buen trecho, a veces por carretera, otras por caminos de tierra, llegamos a una fuente y una mesa de orientación, que está en un mirador privilegiado. Un kilómetro más adelante está el albergue. Nosotros seguimos avanzamos y a unos cuantos kilómetros, podemos ver sobre una roca la Virgen de Biakorri. Siempre con flores, cruces, conchas y muchas ofrendas que hacen los peregrinos.

Caminamos durante un buen rato, por fin llegamos a un hito de piedra, con una inscripción que dice Roncevaux/Orreaga (Km 15). Seguimos, enseguida pasamos junto a la cruz de Thibault, también muy adornada, ahora debemos ascender, dejando a la derecha un refugio de piedra.

Pocos son los kilómetros que nos separan de collado de Benarte, en donde encontramos la fuente de Roldán.

Ya en Navarra, una señal nos indica que debemos seguir a la derecha, después de caminar un rato llegamos al refugio Izandorre. Este refugio puede resultar de vital importancia.

Una pista de piedras nos lleva a collado Lepoeder.

Para bajar a Roncesvalles tenemos dos posibilidades:

El más directo, va en descenso a través de un impresionante sitio plagado de hayas siguiendo las marcas de GR.

El otro nos desvía por el Alto de Ibañeta, en donde está la capilla de San Salvador. En medio de unas vistas espectaculares llegamos a Ibañeta. Ya queda muy poco para terminar esta primera etapa, seguimos y dejamos atrás el centro de Migración de Aves para entrar en un bosque del cual salimos por una senda para bajar luego a Roncesvalles. El primer edificio es el albergue de peregrinos.

Este pueblo está ligado al camino, además fue testigo de la batalla en que las tropas de Carlomagno dirigidas por Roldán, fueron derrotadas en el año 778 (Km 16,5). Destaca la Colegiata de Santa María, la Capilla de Santiago de estilo gótico del siglo XIII, la Capilla del Espíritu Santo, del siglo XII, alguna vez se dio sepultura en ella a alguno peregrino.

Parece que lo hemos conseguido… la etapa primera se acaba, ahora cada nueva etapa será un interesante reto…

Roncesvalles (Km 25,7).

visita-este-punto-de-interes-en-realidad-virtual

Distancia 25,7 Km

  • Km 0,00 – Saint Jean de Port
  • Km 5,00 – Huntto
  • Km 7,50 – Orisson
  • Km 25,7 – Roncesvalles

CUENTOS Y LEYENDAS DE LA ETAPA

Mientras el Emperador lloraba la pérdida de su ejército sentado en una roca, y sintiéndose incapaz de cumplir venganza, se le apareció un ángel que le consoló asegurándole que sus hombres ya estaban en el Cielo y como ahora estaba falto de guerrero, lo que tenía que hacer era convocar a todas las doncellas del reino en Valcarlos. Cuando todas estuvieron allí (cincuenta y seis mil sesenta y seis), las vistieron con armaduras de caballeros y con lanzas y las enviaron como un ejército a los altos de Ibañeta. Los musulmanes huyeron ante tan formidable ejército. Las muchachas regresaron a Valcarlos tras haber vencido sin derramar una gota de sangre y clavando las lanzas en el suelo se tumbaron a dormir.

A la mañana siguiente el bosque de lanzas se había trasformado en un bosque de floridos árboles que se llamó el Bosque de la Lanzas y que todavía puede verse a la orilla del camino.

COLABORADORES

Cargando…
Cargando…
Cargando…
Cargando…
Cargando…

La etapa en imágenes I

Arriba
 

AYÚDANOS A MEJORAR

Colabora con nosotros ayudándonos a mejorar la información que ofrecemos a los peregrinos. Si adviertes algún error o crees necesario añadir alguna información, por favor, envía tu comentario. Toda información es bienvenida y tanto nosotros como los peregrinos lo agradecemos.

Deja un comentario